Libro de elm

El Camino del Maestro

Demonio Elm: Aun los colores más claros se opacan si tras ellos como fondo hay oscuridad. 

 

 

Libro Dorado

Profecía

¡Aún no hay suficientes! ¡Aún no están! No.

         ¿Cuánto puedo enseñar en esta escuela?

         Las grandes batallas se vienen y serán personales, esas personas necesitarán de nosotros para lograrlo.

         ¿Teee daaa miedo? 

         ¿Cuánto he hecho? ¡Mentira! Estoy rodeado de ellos.

         ¿Qué les he de enseñar yo a ustedes? ¿Qué les hemos de dar? ¡Nada! ¿O sí?

- ¿Qué tienes para darnos?

         Lo que todos, conocimiento, tiempo, espacios, flautas de hoja.

         Cuando todo está terminado, saldar las deudas, soy quien verá sus corazones.

         ¡Aquí no hay mediocres! ¡No!

- ¿Tienes algo con el hombre?

         Todos tenemos algo, ahora he venido a enseñar.

         ¿Qué he de enseñar? Presten atención: Como se les fue dicho, todos caerán, todos, grandes, grandes riquezas que vieron la fuerza, las grandes riquezas que formaron la tierra están a la mitad, están por caer y caerán y el mundo lo verá. El estómago de los blancos dolerá y nadie podrá hacer nada no, no nosotros, sino ustedes recordarán.

         El estómago de la bestia está calmado, cuando el negro lidere al blanco, estará a punto de ser tocado en su estómago. Ya conocen las predicciones, no son las primeras, no son las últimas tampoco. El estómago de la bestia y ustedes recordarán mis palabras y la verán caer.

- ¿Qué pasará con Brasil?

         Brasil ya no está bendito.

         Lo que es calor será infierno y lo que es frío será calor, se les dio poder de decisión, han buscado riqueza y no espíritu, serán tocados por la hoguera.

         Ya fue escrita la primera profecía, la segunda de mi mano viene:

         “Ay de los pueblos a los que la gran bestia intente tocar, su estómago a de marcar y su espíritu a de acabar y vendrá la guerra y la inmundicia y los blancos tendrán la culpa de ello”

         Los hombres de turbante serán los primeros y las aguas se infectarán de sangre. El agua vendrá con ello, la lluvia será venenosa ¡el agua será! Cinco años, cinco para ser líderes o ser culpados para ser cucarachas.

 

         Los veré en el juicio, seré testigo de ello.